27 ago. 2012

Aguinis y la Vergüenza

Sepan disculpar, estimados compañeros, lo raleado de mi participación en la web, y lo retrasado de mi comentario sobre la, ¿cómo llamarlo ? "nota" de Aguinis.http://www.lanacion.com.ar/1500963-el-veneno-de-la-epica-kirchnerista.
Me abstendré de hablar de este personaje,  porque no encuentro el modo de expresar lo que me genera, un más allá del desprecio, un más acá de la pena. Tampoco creo meritorio rebatir lo que escribe, por falso, insustancial, mediocre. Solamente me interesa, en todo caso, me convoca, en tanto ser humano, decir un par de palabras sobre la vergüenza, por suerte, ajena, que me da que un tipo, que se presenta como intelectual, psicoanalista y escritor,  pueda faltarle tanto el respeto a quienes han pasado, o son descendientes de personas a las que se le ha desposeído hasta lo que carecían, a las que se les bordaba una estrella de David para señalarlo como judío, es decir, como alguien a ser humillado, explotado y asesinado.
O a los homosexuales; o a los gitanos, o a los locos y débiles mentales. Decía, faltando el mínimo respeto a todos ellos, al parangonar, en su repudio de la realidad,  a aquellos nazis, los que hicieron lo arriba efectivamente relatado, con lo que comprendo pueda molestarle, hartarlo, no sé, coloquen ustedes el verbo que más le guste, de lo que llama "militantes kirchneristas". Extraños Nazis éstos que, por ejemplo,  en vez de condenar y perseguir a las expresiones sexuales apartadas del ideal judeocristiano, les habilitan el derecho al matrimonio; o que han luchado por una ley que permita la pluralidad de medios informativos. Posiblemente sea una nueva expresión del nazismo el sostener los Derechos Humanos,  recuperar identidades robadas,  propender a la inclusión social.
Pero no quiero que estas pocas líneas sean una defensa del kirchnerismo; No. No se trata de esto, ni importa. Se trata, en todo caso, de tener un mínimo de respeto por quienes han sufrido realmente, dejando de banalizar su tragedia. Por eso, usted Aguinis, está más allá del desprecio y más acá de la pena, en el preciso lugar donde cae su máscara, y tras ella no hay nada.

 

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Un odio necio y ciego ha vaciado las mentes de unos cuantos que presumían de intelectuales, políticos, periodistas, sindicalistas. Y ese odio estúpido deriva - exclusivamente - de negocios frustrados ó en riesgo, canalladas reveladas ó complicidades puestas de manifiesto.
El nazismo, aún equivocado y cruel, estaba guiado por algún tipo de principio, según este cachivache. A estos atorrantes, en cambio, sólo los mueve el dinero y los privilegios perdidos ó por perderse.
No hay otra cosa. Ojalá hubiera personas inteligentes y cuerdas de la vereda de enfrente. Pero infortunadamente, no es así.

Faltan 101 días para el 7 de diciembre.

Saludos
Tilo, 71 años

Sujeto dijo...

Gracias por su comentario, Tilo, como de costumbre, muy pertinente. Y como me quedè con demasiada indignaciòn, escribì una segunda parte.
Saludos

Javier dijo...

Te comento que lei recien hoy la nota y no me parece que merezca realmente tamtos comentarios cuando esa llena de lugares comunes y se suelen leer en la mayoria de los opositores al actual gobierno , darle semejante entidad no es darle mas valor del que realmente puede tener una nota de un "intelectual" , escritor de la derecha ?
Que nos vamos a enterar de que es antiperonista acaso ? De que apoyo a Lopez Murphy y es un claro exponenente de la derecha ?

Publicar un comentario en la entrada